¡Me siento amada, llamada y elegida por Jesús para estar con Él y sé, que me llenará de su Espíritu Santo y me enviará a anunciar su Reino.  Vivo intensamente mi formación religiosa en la Congregación de Hijas de Nuestra Señora de las Misericordias.Me acompañan y animan mis superioras y formadoras.  Quiero dedicar mi vida a ser una verdadera discípula, misionera y catequista de la Misericordia, deseo glorificar a Dios, CRISTIFICÁNDOME Y CRISTIFICÁNDOLO TODO!

 

 

Karla Daniela Pérez Sarmiento, Novicia, Hijas de la Misericordia, Joven ecuatoriana

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola! Bienvenido a las Hijas de la Misericordia
¿En qué podemos ayudarte?